Ritual para la lotería

Los ritos para ganar en la lotería son muy solicitados por personas que no creen que tienen la suficiente suerte. Si para ti un juego de azar es una distracción alejada del componente adictivo, en Tarot Luna María encontrarás ritos que pueden propiciar que tu suerte mejore. Un conjuro para atraer dinero a una persona con problemas de adicciones, no resultará beneficioso para ella, e iría en contra de la ley del Universo.

Historia de la lotería en España

La lotería llegó a España gracias a Carlos III, y el primer sorteo se celebró en 1763. El rey Carlos, que antes había regido los destinos del reino de Nápoles, instauró en España un juego tradicional napolitano similar a la actual lotería primitiva. La lotería actual nació en Cádiz en 1811 para proveer de fondos al tesoro público, exhausto después de la invasión francesa y la Guerra de la Independencia. Se llamó: Real Lotería Nacional de España, y de entrada sólo se jugaba en Cádiz, libre del ejército francés invasor. En 1814 tiene lugar el primer sorteo en Madrid, sede de la institución desde entonces.

Ejemplo de ritual para la lotería

Los ritos que se divulgan como ejemplo en Tarot Luna María, sólo buscan aportar información general al público interesado en la magia blanca. La realización de los mismos sin asesoramiento no garantiza su eficacia. La persona más recomendable para su ejecución son aquellos que han recibido unos dones y una formación adecuada en artes arcanas.

Para amantes de las estadísticas: las probabilidades de obtener el premio Gordo es de 1 entre 100.000. En la actualidad se distribuye en premios el 70 % de los ingresos de los billetes de cada sorteo (el 30 % lo recauda el Estado). Sólo un premio Gordo de Navidad (en 1931) quedó desierto: el número 24717; es decir, que nadie lo compró.

Ritual para ganar en la lotería

Se necesitan los siguientes elementos: 9 monedas iguales, 1 vela verde, una cinta de seda y albahaca. Trazas un círculo con la seda, sitúas en el interior las monedas, prendes la vela con cerillas de madera y derramas la cera sobre ellas.

Es importante que la cera llegue a cubrirlas. Realizas la petición de ganar esa lotería. Cuando se seca la cera, la recortas siguiendo la silueta de la moneda y le unes la rama de albahaca. Por último, se deja el conjunto en un lugar donde el sol les bañe en abundancia.